Docencia de Lenguas Extranjeras

 

Para la enseñanza de un idioma, es importante tomar en cuenta que el ser nativo, no es garantía para la correcta transmisión del conocimiento de la lengua a enseñar.

 

Somos nativos de la lengua española y creemos que sabemos el español, por lo que asumimos tener un conocimieno completo del mismo, una preconcepción errada, ya que si nos hicieran un examen de nuestra lengua en donde nos preguntaran algo esencial, sin instrucción previa, por ejemplo: ¿Cuál es el subjuntivo? , ¿Cómo puedo diferenciar el subjuntivo del indicativo? ¿Cuál es su utilización? , entre otras preguntas normalmente fáciles aparentemente para un nativo, posiblemente nos hagan recordar algunas de nuestras clases de primaria, sin embargo la gran mayoría no podría dilucidar el tema de manera eficiente.

 

Lo hemos practicado y la utilización que le damos, es meramente inconsciente y ¿cómo podemos enseñar algo, que no comprendemos y dominamos en su totalidad?

 

No obstante, un nativo de la lengua que se quiere enseñar, tiene ciertas habilidades sociales para interactuar en su entorno, habilidades lingüísticas adquiridas por la experiencia y la continua práctica en un ambiente natural, que le dan cierta ventaja en el caso que esta persona fuera también un profesionista encausado al tema, de otra manera, un nativo de la lengua a enseñar que no tiene la preparación adecuada para enseñarla, podrá conocer que lo más esencial por haberlo aprendido como lengua materna, más no podrá explicar incluso algunos fenómenos de su lengua ni la razón de sus reglas, lo cual no podría llevar al alumno a un aprendizaje integral.

 

Hay quienes afirman que la gramática no es lo más importante, que esta se deduce, sin embargo le da sentido y estructura a la manera en la que nos comunicamos, sea oral o escrita.

 

Hoy en día la enseñanza de lenguas se recomienda hacer más activa y participativa, aún así, se requiere de una guía, un profesor de lengua extranjera, debe ser capaz de dar al alumno no solamente la experiencia superficial para a penas comunicarse, sino un conocimiento pleno para que tenga las herramientas necesarias y sea un actor social dentro del entorno al que se quiere dirigir y que tiene como objetivo al aprender dicho idioma.

 

En algunas escuelas de nuestro país, para enseñar lenguas como el inglés, francés, alemán, italiano, etc. , buscan a personas exclusivamente nativas para los idiomas mencionados y tal como mencionaba, es muy útil contar con personal nativo en los centros de idiomas, institutos, etc. , debido a lo enriquecedor que puede ser conocer de primera mano la cultura a la cual nos acerca la lengua, esto no sin antes hacer hincapié en que estas personas deben ser unos profesionales de la lengua, profesores certificados, licenciados en letras o algún otro título que apoye su pericia en el idioma.

 

De esta manera, muchos estudiantes de letras en nuestro país, podrían tener acceso a mejores oportunidades de trabajo, ya que durante mínimo 4 años de estudios de lenguas, aunado al hecho de que muchos de ellos logran tener experiencias en el extranjero en  situaciones de inmersión, es decir estudiantes, trabajadores, asistentes de lengua en otros países y que son capaces de impartir, de una manera altamente competente, los conocimientos adquiridos y dominados en esos años de profesionalización de un idioma.

 

Es verdad que existe poco conocimiento en relación a la existencia y utilidad para la sociedad en cuanto a las Licenciatura de Letras Modernas pero ya sea que se quiera ser profesor, escritor, traductor, y esto solamente por mencionar algunas profesiones derivadas de esta carrera, se puede acceder a una profesión que no es un oficio cualquiera, ya que hacer uso correcto de nuestra lengua y más aún una lengua extranjera, requiere de ser un profundo conocedor.

 

por Patricia Rosa Romero Escalona.

Conoce un poco más de Memosa aquí